¿Qué la terapia psicológica?

Aspectos importantes a tener en cuenta a la hora de seguir una terapia psicológica

Es importante entender qué comporta acudir al psicólogo y seguir, después de realizar la evaluación y diagnóstico, una terapia.

Durante los años de experiencia de CENAT hemos detectado diferentes aspectos que creemos que es muy importante que tengas en cuenta si estás pensando en seguir una psicoterapia:

  1. Una terapia psicológica son una serie de visitas-sesiones de aproximadamente una hora de duración donde se trabajan y se aplican distintas técnicas psicológicas, adecuadas para cada persona-problemática.
  2. El número de sesiones necesarias para solucionar-mejorar la problemática estará determinado por el motivo de consulta de la persona, los objetivos de terapia consensuados entre psicólogo y paciente y aspectos como la cronicidad del problema, la intensidad de este, la frecuencia de sesiones en un mes que se realicen, el trabajo e implicación del paciente, la capacidad reflexiva de la persona, la confianza en el cambio, etc…
  3. Una terapia es SIEMPRE un COMPROMISO. Este valor es fundamental ya que en CENAT nos implicamos mucho en cada caso y es importante que el paciente también lo haga generando confianza con el/la profesional y en la terapia. Cada problemática tiene su tiempo y este tiene que ser respetado si se quiere lograr una mejora o solución..
  4. Una terapia requiere normalmente de mucha PACIENCIA. El proceso, la mejora y el cambio suelen ser lentos en distintas problemáticas (no todas) y por eso siempre necesitamos que se tenga muy en cuenta este aspecto con el fin de lograr el éxito en el tratamiento.
  5. En algunos momentos del tratamiento psicológico, el terapeuta o paciente pueden tener la sensación de que no se progresa de la manera esperada. Por ello, CENAT planteamos revisiones y evaluaciones de los objetivos y progreso de la psicoterapia con el paciente periódicamente.
  6. Es muy importante para los profesionales de CENAT que cuando una persona quiera dejar o abandonar la terapia nos lo comunique sinceramente. Para nosotros es muy importante la SINCERIDAD de las dos partes y nos interesa saber por qué una persona deja la terapia para así poder analizar y aprender de posibles errores cometidos. Un compromiso siempre se tiene que hablar y explicar cuando éste se termina. En todo caso, queda claro el respeto máximo por la decisión que el paciente asuma.
  7. Existen muchos MITOS a la hora de acudir al psicólogo como que se habla sólo de la infancia, del pasado, el paciente se tumba en un diván, sólo habla el paciente, es muy caro, no sirve para nada, las personas no cambiamos…  En nuestra opinión, son totalmente falsos. No dudes en plantearnos tus inquietudes y procuraremos resolverlas convenientemente para un mejor enfoque del proceso.
  8. Es fundamental que la persona confíe en la mejora de su estado de salud o psicológico y que se deje llevar y crea en el psicólogo y en la terapia. Distintos estudios destacan este factor como el más importante a la hora de lograr los objetivos terapéuticos, sin olvidar el propio trabajo del paciente, claro.
  9. Hemos constatado de siempre que la gente que dice que no cree en los psicólogos o no han probado ninguna terapia o no han acertado con el profesional adecuado. Las personas que piensan así, suelen ser muy rígidas, las que lo necesitan más y las que no les interesa de ninguna manera por el miedo que tienen a ser descubiertas (como si fuera algo negativo o delator de presunta debilidad) o por qué no les interesa el cambio o mejora.
  10. El profesional algunas veces tendrá que diagnosticar, aconsejar o hacer reflexiones que pueden desagradar o «incomodar» al paciente. Es importante que la persona entienda que siempre se dice a fin de bien y que todos tenemos que aprender a cuestionar y a aceptar las valoraciones o críticas con el fin de crecer o mejorar nuestros problemas. En CENAT atendemos las reacciones del paciente, que debe entender que toda apreciación tiene un fin terapéutico.
  11. Hay una serie de aspectos que dificultan que una terapia vaya bien y llegue a buen puerto como: distintos trastornos o enfermedades mentales, rasgos de personalidad (rigidez mental, exigencia personal y en la terapia, irreflexión, falta de fuerza de voluntad o esfuerzo, pocas sesiones, no creer/trabajar en el cambio, escepticismo en la psicología, impaciencia, cuestionamiento constante de la terapia, muchos motivos de consulta al mismo tiempo,…) o las propias limitaciones de la psicología. En CENAT insistimos y controlamos estos aspectos desde la primera visita.

 

«El bienestar psicológico es tu derecho». (A.M.Baudrit)